Reunión con el presidente (6)

Peticiones del Gobernador fueron aceptadas por el Presidente Santos para minimizar la crisis fronteriza

Para el gobernador de Norte de Santander, William Villamizar Laguado, es satisfactorio que el presidente de Colombia, Juan Manuel Santos Calderón, haya atendido de manera directa sus peticiones, las cuales apuntan a la atención urgente de la crisis social y económica que vive la zona de frontera, ante la masiva llegada de venezolanos en los últimos meses.

 

Entre el paquete de medidas que el Gobierno nacional generará para Cúcuta y el resto del departamento, el mandatario seccional le había pedido al Presidente tres aspectos específicos: que designara a un funcionario del Alto Gobierno como gerente de la frontera para atender todos los temas concernientes; que se aumente el número de municipios de Norte de Santander en las Zonas más Afectadas por el Conflicto Armado (ZOMAC) y que se incremente el pie de fuerza para mejorar la seguridad en la región.

 

El jefe de Estado, consiente de la situación fronteriza, dio respuesta positiva a las iniciativas del Gobernador, al conocerse la designación del exdirector del DAS Felipe Muñoz, como gerente para la frontera, quien coordinará y hará seguimiento a lo que ocurra en la línea limítrofe. El funcionario contará con el apoyo de los ministerios del Interior, Relaciones Exteriores, Hacienda, Defensa, Salud, Trabajo, Comercio y Educación, el ICBF y la Unidad de Gestión del Riesgo.

 

En cuanto a la inclusión de más municipios en las ZOMAC, para acceder a recursos del Gobierno que sirvan para minimizar la crisis social, el Presidente Santos señaló que estudiará las formas jurídicas para que esto sea una realidad, dando paso además a la otra petición: la de la seguridad, de la cual afirmó que el pie de fuerza se aumentará en 3 mil hombres de diferentes fuerzas del país.

 

El tema del control migratorio también estuvo sobre la mesa, al conocerse que el Presidente ordenó que hasta hoy se expedirá la Tarjeta de Movilidad Fronteriza, pues este documento ya no servirá para que los migrantes venezolanos ingresen al país, por lo que los que necesiten pasar la frontera, deberán acudir a personerías y defensorías para expedir un permiso que servirá para definirles su estatus migratorio, aspecto que será profundizado por los funcionarios de Migración Colombia.

 

“Solo ingresarán quienes tengan pasaporte y tarjeta migratoria”, afirmó el mandatario nacional, quien además ratificó que la medida está relacionada con la creación del Grupo Especial Migratorio, que garantizará el respeto al espacio público, como parques y calles, y evitar el incremento de la prostitución.

 

Estas autoridades informaron que a pesar de que el Gobierno seguirá siendo solidario con los migrantes, se inspeccionarán y sancionarán abusos laborales y en contratación de venezolanos, y que también se impulsarán inversiones para generar empleo y fortalecer a gremios productivos.

 

El Gobernador puntualizó “hay respuestas a todas nuestras inquietudes, con recursos, acciones, políticas y programas. Tenemos fe en que estas medidas van a cambiar muchas de las situaciones que tenemos, porque lo que necesitábamos era más control de los migrantes, seguridad y orden en las calles y los parques”.

 

 

Leave a Reply