CATATUMBO CAMPESINOS

Comunidades del Catatumbo denuncian presencia Paramilitar en la Zona.

Las comunidades campesinas recogidas, en más de 1000 personas delegadas de 68 veredas del Catatumbo, entre los que se encuentran los presidentes de Juntas de Acción Comunal, líderes/lideresas comunales  y sectores, acompañamos el traslado del último grupo del frente 33 de las FARC-EP que se encontraba ubicado en el Punto Transitorio de Normalización (PNT) en la vereda Caño Tomas del municipio de Teorama hacia la Zona Veredal Transitoria de Normalización(ZVTN)  en Caño de Indio del Municipio de Tibù, el día 9 de Febrero del presente año,  luego de 15 minutos de la salida de la caravana  en el lugar conocido como la vereda la Neiva sector Mata de Coco la caravana es detenida porque un grupo de campesinos de la vereda las Timbas dio aviso al Mecanismo de Monitoreo y Verificación de la presencia de un Grupo armado que se autodenominó como Paramilitar.

La comunidad campesina y sectores cumpliendo el papel como componente social de veedores y garantes en la implementación del acuerdo final alertamos al Gobierno Nacional solicitándole se pronunciara  y adelantara todas las medidas para que  confirmara  y neutralizara  cualquier amenaza que se presente y ponga en riesgo a la población civil, realizando las coordinaciones que sean pertinentes con la FARC-EP y el MM&V para garantizar el CFHBD y DA de acuerdo como lo estipula el protocolo del capítulo de seguridad para LA POBLACIÓN CIVIL del acuerdo de cese al fuego y de hostilidades Bilaterales y Definitivas (CFHBD) y Dejación de las Armas (DA)

Al no existir hasta la fecha un pronunciamiento y acciones por parte del Gobierno Nacional frente a la denuncia realizada, las comunidades y sectores nos vimos  EN LA NECESIDAD DE PAUSAR EL AVANCE DE LA CARAVANA que trasladaba al último grupo del frente 33 de las FARC-EP , HASTA CUANDO se generaran las garantías que se mencionan en el protocolo del capítulo de seguridad para la población civil del acuerdo al cese al fuego y hostilidades bilateral  y definitivo y la dejación de armas, además de la implementación de los puntos: 6.1.9  de la creación de la unidad especial para la investigación y el desmantelamiento de las organizaciones criminales sucesoras del paramilitarismo y  el punto 3.4  que se refiere a:  garantías de seguridad y lucha contra organizaciones y conductas criminales responsables de homicidios y masacres , que atentan contra defensores y defensoras de derechos humanos,  movimientos sociales o políticos, o que amenacen o atenten contra las personas que participen en la implementación de los acuerdos y la construcción de la paz, incluyendo las organizaciones criminales que hayan sido  sucesoras del paramilitarismo y sus redes de apoyo.

Hemos realizado dos comisiones de verificación (Veredas Las Timbas el día 11 de febrero  y Comunidad Saphadana el día 12 de febrero) para constatar las denuncias de la comunidad  junto con Autoridades Civiles, Religiosas, Organismos de control, Ministerio Público, Comisiones de Derechos Humanos de la Marcha Patriótica y Ascamcat junto con  organismos internacionales donde corroboramos  los testimonios de los campesinos que confirmaron la presencia de grupos armados autodenominados como paramilitares.

El día 12 de febrero Se realizó una brigada jurídica en la vereda la Neiva Sector de Mata de coco donde se recogieron 9 denuncias por parte de habitantes de la vereda Betas central y unión que se habían trasladado hasta este punto por los incidentes de seguridad de presencia de grupos armados autodenominados como paramilitares.

Las comunidades campesinas y sectores demostrando que nuestro interés es lograr que el Gobierno Nacional cumpla lo pactado con las medidas adecuadas, serias, efectivas con presencia en la región hemos decidido acompañar de manera masiva y pacifica el recorrido de la caravana como una medida de visibilizacion, presión a las autoridades Nacionales y Organismos Internacionales en la reanudación de la caravana en su ruta hacia  la Zona Veredal Transitoria de Normalización en  Caño Indio, y se concentraran el día 14 de febrero en el lugar pactado luego de 6 días de retraso con la instalación de  un refugio humanitario, como medida de prevención y protección ante estos graves riesgos para exigir a través de este mecanismo la atención requerida de los mecanismos nacionales de implementación del Gobierno Nacional, y la Comunidad Nacional e Internacional

Las comunidades campesinas y sectores, que nos encontramos en refugio humanitario, ratificamos nuestro apoyo a la Asociación Campesina del Catatumbo-Ascamcat- que es una de las asociaciones que viene acompañando esta acción humanitaria desde el inicio, comprometidos también con la garantía y derechos de la población campesina, que reconocemos en ASCAMCAT, una organización acompañante, representante y legitima del campesinado en el Catatumbo.

 

Leave a Reply